Novedades /. 

Banksy desafía al portal de Belén

Su nueva "obra de arte" la hizo en la llamada puerta de la Gruta de la Leche, donde el niño Jesús habría sido escondido por José y María para salvarlo de la matanza de los inocentes ordenada por Herodes.

Su mensaje navideño es escueto e irónico: Peace of Earth. Terms and conditions apply (Paz en la Tierra. Sujeta a términos y condiciones) y puede haber sido la última obra hecha en el anonimato, ya que un turista inglés llamado Jason Stellios hacía fotos a esa puerta y sorprendió a un hombre con pantalón corto, sombrero en la cabeza y esténcil en la mano.

Banksy, el enigmático artista callejero, ha decidido festejar a su manera la Alternativity (Navidad alternativa). Dos querubines, uno palestino y otro israelí, pugnan a su manera por descerrajar el muro de ocho metros en una de las últimas obras del artista de Bristol. Su último mural, aún fresco, ha aparecido ante la puerta de la Gruta de la Leche, situada a unos 300 pasos de la iglesia de la Natividad en Belén.

Desde que llegó por primera vez en 2003, Banksy aparece y desaparece en Belén dejando siempre un halo de arte reivindicativo. A principios del 2016 y en medio de una gran expectativa, se inauguró su hotel The Walled Off (que se pronuncia casi como The Waldorf) con dos grandes atractivos: sus propias obras y «la peor vista del mundo», en palabras de su director, Wisam Salsaa.