Revista Deck. Arquitectura, diseño y decoración.

Cielito Querido Café

Por| Cielito Querido Café | Fotografía| Esrawe Studio

Cielito Querido Café toma inspiración en la historia mexicana, en el juego, la alegría de los colores, el simbolismo y el grafismo ilustrado de finales del siglo XIX y principios del XX. La marca de los rotulistas latinoamericanos, en conjunto con la gráfica de los productos de las antiguas tiendas de ultramarinos y tiendas de raya, generan un lenguaje gráfico propio de una cultura rica en su historia pero siempre dispuesta a reinventarse y a reconquistar al mercado de manera poética, nostálgica, alegre, dinámica y altamente diversa.

Su nombre proviene de la música popular, inspirado en la canción “Cielito Lindo” escrita en 1882 por el compositor mexicano Quirino Mendoza y Cortez. La frase “México Lindo y Querido” dentro de la canción, pone en evidencia al espíritu lúdico del lenguaje latinoamericano.

Cielito Querido Café rescata el valor estético de la cultura popular latinoamericana y la reinventa en un estilo Neo-Retro, el cual fusiona la gráfica de la época de las colonias, tanto francesa como española (presentes con su fino manejo tipográfico), con la de Latinoamérica moderna y la publicidad de las grandes tiendas departamentales de los 50’s (que también fueron importadas del viejo continente y de la mercadotecnia estadounidense), junto con el contraste del lenguaje coloquial de los mercados y tienditas. Todos estos elementos son sutilmente integrados, resultando en un producto muy actual, muy latino y con atractivo universal.

El concepto abre sus creadores la posibilidad de comunicarse con una mayor gama de audiencias y se convierte en un producto atemporal, ya que se nutre de su pasado pero buscará continuamente presentarse de maneras distintas, frescas y atrayentes.

Con sus primeras dos ubicaciones, una en Parque Duraznos y la segunda en Parque Delta, Cielito Querido Café busca conquistar el mercado mexicano con un plan de crecimiento agresivo y ordenado; “ No queremos un Cielito en cada esquina, queremos uno en cada barrio. Es muy distinto” dicen sus fundadores.

Con una extensa variedad de productos que incluye café, té, chocolate y aguas de sabores, ofrece un menú muy mexicano. Los consentidos son el chocolate con chile, el horchata de la casa y el clásico café con leche. También ofrece diferentes sándwiches, selección de pan dulce y postres. Absolutamente todo el menú se inspira en recetas mexicanas y exalta los maravillosos sabores de un vibrante continente.