Revista Deck. Arquitectura, diseño y decoración.

Espacios relajantes. La belleza inteligente de un proyecto vitalista

Por | Gimena del Castillo |Fotografía de portada | Mallory | Reserve Home
Espacios relajantes, lo que más nos gusta. El célebre arquitecto y diseñador finlandés Alvar Aalto afirmaba que “solo se deberían construir casas capaces de crecer”.

No hay traje mejor sentado que el que está hecho a medida, ni casa mejor resuelta que la pensada desde la belleza inteligente de un proyecto vitalista.

relajantes


A decir verdad, hay mucho por elegir entre conceptos, productos, adelantos, hallazgos sagaces y direcciones prácticas para conseguir un escenario mejor en el que disfrutar de todo lo que se nos ocurra en la vida

Sin duda, cuando debemos realizar alguna refacción en la vivienda o  bien decorar, optar  por materiales ecológicos nos puede ayudar a mejorar el aislamiento térmico, acústico y a su vez contribuir con el mundo en el que vivimos.

Cada aporte, por más pequeño que sea, ayuda al medio ambiente. Por tal motivo, los incentivamos a utilizar este tipo de materiales ecológicos.

De poco sirve la instalación de aparatos de aire acondicionado o sistemas de calefacción si el calor o el frío se cuelan a través de puertas, ventanas, techos o tabiques. Un aislamiento incorrecto acaba con el confort y supone en todos los casos una importante pérdida económica.

Si es posible, éste debe estar incluido en la misma estructura del edificio y los objetivos prioritarios deben ser paredes, techos, áticos y ventanas.

En Argentina, más de la mitad de los edificios carecen de la protección adecuada, dado que la envolvente térmica no ha sido una gran prioridad para los constructores. Sin embargo, la instalación de aislantes complementarios una vez construida la vivienda no es tan compleja.

En el caso de elegir cerramientos de pvc o aluminio, deben ser con perfiles de un grosor ancho e incluir rotura de puente térmico (sistema que evita el contacto entre la cara interna y la cara externa de la carpintería).

Otra ventaja de este sistema es la desaparición del efecto de condensación.  Dependiendo del nivel de exposición al ruido que tenga nuestra vivienda, se puede variar el grosor del vidrio para aumentar aún más la protección.

relajantes

Existen diversas soluciones para aislar techos y paredes cuando dejan traspasar ruido, frío, calor, humedad o incluso condensación. Lo mejor es confinarlas a través del exterior con materiales como el hormigón celular revestido con pinturas que refractan la luz. También son interesantes las cubiertas vegetales.

relajantes

Panelar el techo con madera es otra alternativa para no perder mucho poder calórico. Optar por la madera para los pisos también es acertado.

Para el interior, se pueden utilizar paneles tipo sándwich que combinan distintos materiales y grosores. Asimismo,  planchas de polietileno, fibra de vidrio, lana de roca o materiales ecológicos como el vidrio celular.

Su gran poder aislante depende del grosor de la lámina y de la dureza de la misma madera. Las más rígidas son el roble, el haya o el merbau. También son muy aislantes y ofrecen grandes posibilidades decorativas  los pavimentos laminados sintéticos, vinílicos, de PVC o de corcho.

Además de ser un recurso sumamente decorativo, las telas cumplen un rol importante a la hora de combatir los agentes atmosféricos, el ruido o las vibraciones. Cuanto más grueso sea el género, mayor será la protección que ofrezca. Algunas de las telas ecológicas recomendadas son las que han sido fabricadas a base de algodón, bambú, cáñamo, lana virgen o seda natural.

relajantes

Los muebles realizados con  papel reciclable son una novedosa creación que ofrece una alternativa práctica en mobiliario auxiliar. El material utilizado es un tipo de papel prensado muy resistente que es fácil de montar, liviano y, lo más importante, reciclable en su totalidad. Si bien podría ponerse en duda la resistencia de este mobiliario, las pruebas realizadas en laboratorios de ensayo muestran que tiene una duración similar a la de cualquier otro.

Los simpáticos muebles pueden ser decorados con pintura al agua, tizas o ceras, entre otros materiales. Además, es muy fácil armarlos: las manos bastan para doblar y encajar las piezas, sin herramientas extras. 

Notas relacionadas

 Notas relacionadas